¿Cómo vivir con Endometriosis? Consejos prácticos para disfrutar más tu día

La endometriosis es un problema frecuente de salud, que se presenta en mujeres con edades comprendidas entre los 25 y los 35 años. Sus causas no se han podido precisar, si bien involucra factores hereditarios.

El endometrio es el tejido que, de manera natural, recubre al útero. En ocasiones se desarrolla y crece fuera de la cavidad uterina, sobre órganos como los ovarios, los intestinos y la vejiga, y sobre la zonas pélvica y el recto. A este proceso se le conoce como endometriosis.

Las células relacionadas con la endometriosis reaccionan a las hormonas producidas por los ovarios, de manera que crecen y sangran durante el período menstrual como si estuvieran en el útero. A medida que pasa el tiempo, este tejido se engrosa y aumenta, lo que provoca inflamación y acumulación de sangre, provocando dolor y otros síntomas.

Causas y síntomas comunes de la endometriosis

Actualmente se desconocen las causas de la endometriosis; si bien se han identificado algunos factores asociados a esta alteración, entre los que se encuentran:

  • Genéticos: se hereda, en ocasiones, de madre a hija.
  • Hormonales: los estrógenos agravan la endometriosis. Las mujeres tienen niveles elevados de esta hormona durante su edad reproductiva, la etapa cuando se presentan los síntomas más habituales de esta enfermedad.
  • Alteraciones del sistema inmunitario
  • Exposición a sustancias químicas en el vientre materno

Síntomas de la endometriosis

Los síntomas de la endometriosis van a depender de los órganos y zonas que el tejido endometrial recubra:

  • Dolor pélvico severo, que puede tomar la parte baja de la espalda y la región abdominal.
  • Calambres menstruales
  • Sangrado menstrual e intermenstrual abundante
  • Inflamación crónica
  • Sangrado al orinar o al defecar dependiendo de la zona que recubra el tejido endometrial, se trate de la uretra o del recto
  • Diarrea e inclusive estreñimiento
  • Fatiga crónica
  • Náuseas y gases.
  • Adherencia en los ovarios y trompas de Falopio
  • Dolor durante las relaciones sexuales
  • Infertilidad
Consejos para vivir con endometriosis

Una vez que se presentan los síntomas de la enfermedad, el ginecólogo es el especialista encargado de orientar a la paciente en los análisis que requiere para confirmar un diagnóstico e iniciar el tratamiento indicado.

Por desgracia, en la actualidad no existe una cura definitiva para la endometriosis. Su terapéutica se centra en disminuir los síntomas, y en aquellos casos en los que la mujer desee un embarazo, ayudarla a conseguirlo.

En la endometriosis leve la terapéutica se basa en la prescripción de medicamentos para el dolor y hormonas.

Si se trata de endometriosis extensas y dolorosas la mejor opción es una videolaparoscopia. A través de esta técnica se consigue extraer la mayor cantidad de tejido endometrial ubicado fuera de la cavidad uterina, de manera que disminuyen de forma notoria los síntomas de la enfermedad, y la paciente puede incorporarse en poco tiempo a sus actividades habituales.

Consejos para vivir con endometriosis

Las mujeres que sufren esta enfermedad deben tomar ciertas medidas para mejorar su calidad de vida durante su etapa fértil y reproductiva. La enfermedad disminuye cuando se llega a la menopausia. En esta etapa los síntomas desaparecen de forma natural.

Dr. Gustavo Gallardo presentando su libro «Endometriosis. ¡Me voy a Embarazar!»

Si padeces de endometriosis es importante:

  • Implementar régimen alimenticio sano: la alimentación es muy importante en el caso de la endometriosis. A través de una dieta adecuada se puede conseguir disminuir el dolor. Es necesario considerar que con la dieta no se logra erradicar la enfermedad, pero si se controlan sus síntomas más graves. Por ejemplo, una dieta antiinflamatoria, sin productos procesados, baja en azúcares y gluten, contribuye a disminuir la hinchazón.
  • Descanso reparador: en las mujeres que sufren esta enfermedad es importante dormir de 7 a 8 horas diarias. .
  • Ejercicio físico y una vida activa: hay una amplia gama de ejercicios que son recomendados para las mujeres que padecen de esta enfermedad. Por ejemplo los pilates, el yoga, la natación e inclusive las caminatas. Con la práctica diaria de algunos de estos ejercicios, se puede contribuir a mejorar la calidad de vida.
  • Recibir ayuda emocional: son muchos los sentimientos que afloran en las pacientes que padecen esta enfermedad. Entre ellas se encuentran el miedo, la incertidumbre y la angustia, debido a la gravedad de los síntomas, el tiempo en que se consigue un diagnóstico de la enfermedad e incluso la culpa asociada a no poder quedar embarazada. En la medida que la paciente maneje y concilie sus propias emociones en cuanto a su enfermedad, tendrá una mayor entereza para afrontar la endometriosis y el estrés que generan sus síntomas.
  • Terapéutica médica: el médico será el encargado de prescribir la terapéutica farmacológica a seguir de acuerdo a la sintomatología. Los medicamentos pueden incluir analgésicos, para disminuir el dolor de la endometriosis o para prevenirlo.
  • Terapia hormonal: los anticonceptivos permiten controlar las hormonas y disminuir los síntomas de la endometriosis, si bien se trata de una terapéutica contraindicada en mujeres fumadoras.

En el caso que se desee un embarazo, ¿cómo lograrlo?

Un gran número de mujeres que padecen endometriosis, sin importar su grado, pueden embarazarse sin necesidad de un tratamiento. Cuando la enfermedad se encuentra más avanzada puede llegar a requerirse de un procedimiento quirúrgico por laparoscopia, con la finalidad de eliminar el tejido fibroso causante de la afección. Con este método se disminuye el riesgo de infertilidad.

La endometriosis no es equivalente a una condición de infertilidad, pero muchas pacientes pueden presentar problemas para embarazarse. Es una enfermedad que se caracteriza por provocar inflamación e irritación de los tejidos durante el ciclo menstrual, ocasionando alteraciones en la ovulación, la maduración y fecundación del óvulo.

Antes de iniciar cualquier tratamiento, es preciso comprobar la reserva ovárica de la mujer con la finalidad de preservar la posibilidad de un embarazo en el futuro.

Uno de los tratamientos más efectivos para la fertilidad en el caso de las endometriosis más severas es la fertilización In vitro.

La buena noticia es que, una vez que se ha logrado el embarazo, ya no se verá afectado por la endometriosis. La gestación viene a ser una especie de tratamiento, debido a que durante este proceso la mujer produce una hormona llamada progesterona, que actúa de manera fisiológica para controlar la endometriosis.

Después del parto se recomienda iniciar de nuevo el tratamiento hormonal.

Consultas sin cargo

En Sublimis podemos ayudarte en el diagnóstico, manejo de la endometriosis y con tratamientos de la fertilidad. Realiza tu consulta con el Dr. Gustavo Gallardo, de acuerdo a tus síntomas y a tus necesidades particulares te indicará la terapia a seguir en beneficio de tu salud para alcanzar el embarazo tan deseado.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Consultá Sin Cargo!

¡No te quedes con la duda!

Aprovechá las consultas online y comunicate sin cargo con nuestros especialistas médicos.